ITALIA, RELEVANTE

Resultados:

Estudio de un caso de niña de 8 años de Milán que presentó historial de 3 días de una erupción cutánea papulovesicular asintomática. En el examen físico, había alrededor de cuarenta pápulas eritematosas y pocas vesículas diseminadas bilateral y simétricamente en el tronco. No se encontraron en las extremidades, la cara y los genitales, así como las membranas mucosas.

Las lesiones fueron inicialmente pápulas eritematosas algunas de las cuales mostraron una tendencia a la vesiculación superficial que condujo a la formación de costras.

Historial médico de buena salud, excepto por un historial de tos leve de 6 días.

Antecedentes de infección por varicela un año antes.

Análisis de sangre de rutina (incluidos recuento sanguíneo completo, función hepática y renal y la proteína C reactiva) no mostraron anormalidades, excepto trombocitopenia leve (recuento de plaquetas: 105,000 / μL; rango: 150,000 / μL – 400,000 / μL).

Según hallazgos clínicos, se sospechó de exantema viral. Dos días más tarde la paciente desarrolló fiebre leve y 3 días después el padre, la madre y la abuela de la paciente manifestaron fiebre y tos y dieron positivo en COVID-19 a través de un hisopo nasofaríngeo.

Las lesiones cutáneas de la paciente, así como los síntomas sistémicos, disminuyeron sin ninguna terapia al cabo de los 7 días, y el recuento de plaquetas volvió a la normalidad. La paciente fue dada de alta del aislamiento domiciliario con su familia, y no se reportaron más manifestaciones sistémicas ni cutáneas.

 

Conclusiones:

Se han reportado casos de manifestaciones cutáneas asociadas al COVID-19 en adultos (un caso en Tailandia con erupción petequial diagnosticada inicialmente como dengue, y en Italia con erupción eritematosa (n = 14), urticaria generalizada (n = 3) y vesículas de tipo varicela (n = 1); y en una serie de 22 pacientes adultos con COVID-19 con una erupción similar a la varicela que afecta predominantemente al tronco.

En nuestra paciente, el tiempo de latencia del desarrollo de erupción después de la aparición de la tos fue de tres días y la duración del exantema fue de siete días. Hubo ausencia de otras manifestaciones cutáneas y afectación de la mucosa, así como síntomas como prurito, dolor o ardor.

Los diagnósticos alternativos para una erupción de este tipo incluyen la infección por varicela, que es poco probable según una infección previa, y las picaduras de insectos que son poco probables en ausencia de prurito.

 

Referencias bibliográficas:

https://onlinelibrary.wiley.com/doi/epdf/10.1111/pde.14201

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies