Varias familias conocieron una de las técnicas de criopreservación que se utiliza en el animalario y cómo extraer DNA con productos cotidianos

Zaragoza, 30 de septiembre de 2017.-  Cientos de niños y sus padres han podido profundizar un poco más en la investigación científica de la mano de científicos e investigadores del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud. Lo han hecho dentro de la programación de la Noche de los Investigadores, que este año celebraba su sexta edición en Zaragoza y en el que participaron un centenar de científicos de varias instituciones.

Desde las 16h y hasta la puesta de sol, los más jóvenes de la casa han experimentado, en sus propias manos, cómo es posible bajar rápidamente la temperatura de un objeto utilizando las técnicas de criopreservación y cómo ésta se aplica en la conservación de embriones de ratones. O, en colaboración con profesionales de la Universidad de Zaragoza, cómo es posible extraer DNA de una fresa o un pimiento con productos tan cotidianos como alcohol y el agua.

La presencia del IACS es cada día más frecuente en estos eventos en los que se promueve acercar la investigación científica a la población aragonesa.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »